lunes, 25 de mayo de 2015

WASAP


Los que NO estamos DENTRO, da la sensación total de que no nos queramos enterar de las cosas que importan de los amigos, y no es eso, ni mucho menos.

A los que estáis DENTRO tenéis la sensación, y de facto es así, y así lo vendéis y os lo creéis, que esta es la panacea de la comunicación.

Nada más lejos, esta es la comunicación más inferior que el ser humano dispone desde que existen las señales de humo indias. No es manuscrita, ni siquiera necesita un teclado convencional como el de un ordenador, por lo que el lenguaje de móvil y tablet (su medio natural) tiende a degradarse a base de contracciones y abreviaturas, por lo general penosas y lamentables. Y no se presta, por lo antedicho, ni a media hostia de elaboración narrativa.

Este es solo uno de los agujeros oscuros, pero no el peor, ni mucho menos.

En tiempos, años ha, podréis seguramente recordar -cuando hablábamos por este medio- que yo era uno de los más activos. Si alguien se molestara en poner emails yo seguiría contestando. Pero llegó el puto WP a irrumpir en el aburrimiento de la vida de la gente y se acabó el correo serio. O al menos se acabó lo que se daba.

La gente en general estará muy aburrida, pero yo no (es claro), es por eso que me niego a tener esta aplicación, porque con ella obtendría un 98% de chorradas y quizá un 2% relevante (lo veo, for exampol por Lucía y su grupo wp de amigas... la miserable pérdida de tiempo que implica y el importante efecto de dispersión de la concentración). Para llegar a conocer lo relevante (a lo mejor la enfermedad de un amigo, o cosas de este jaez) se te exige que te tragues toda la basura por el camino.

Yo no lo voy a hacer. Pero no olvidemos que lo que rechazo es la plataforma, no la comunicación de verdad. Y me temo que a la gente como yo (que no soy el único que piensa todo esto) se la está tachando de malas personas o cosas parecidas. No nos equivoquemos. Es el precio que tenemos que pagar por salvaguardar la tranquilidad, el silencio y la sensación de sosiego y libertad que el wsp os ha robado a todos los usuarios, sin daros cuenta.


Julio Parra Poza

miércoles, 6 de mayo de 2015

Viejo corazón...





Una y otra vez
desvío la mirada
pero no puede ser
los sueños pertenecen al pasado.


Al amanecer no te encuentro
al atardecer no estás
y durante el día te sueño despierto
para alimentar la incomprensión de mi ser.


¿Dónde está el camino?
los sueños no me dejan ver
y ni siquiera el viento del norte
dispersa los colores y las formas del ayer.


¿Dónde estás? viejo corazón...
a veces dudo de ti
de si me engañaste con tu falsa grandeza
o si un corazón puro espera su momento...